Servicios: Tarot y Astrología

El tipo de magia que te invito a dejar entrar a tu vida (o reconocer), es la que se conoce como “magia blanca”, la alquimia, que se trata de iluminarte a ti mismo a través del trabajo de consciencia conectando con tu maestro interior. Algunos eventos pueden parecernos absurdos o inexplicables pero pueden tratarse simplemente de cosas que no estamos en capacidad aún para comprender. Sin ir muy lejos, no entendemos del todo cómo funciona la mente humana, sabemos mucho sobre sus mecanismos pero desconocemos varias cosas, ¿por qué cerrarnos a creer que los rituales como leernos un oráculo sí tienen un efecto, al menos en nuestro subconsciente?

La cartomancia se instaló en las prácticas sociales de varias culturas y para muchos hoy constituye una herramienta de psicoanálisis y guía para la vida. La astrología por su parte, como Óscar Adler la define, es “el estudio de las relaciones cósmicas, universales e indestructibles, especialmente de los acontecimientos humanos sobre la Tierra … en el sentido de la existencia particular del individuo y su historia con los sucesos exteriores y los sucesos que confieren su contenido a la vida subjetiva, esto es, el dolor y el placer, el temor y la esperanza, el amor y el odio, el error y la verdad, el nacimiento, la enfermedad y la muerte, o, para decirlo en una palabra, el “destino” del ser humano.” La astrología se inscribe en lo que se denominan las Ciencias Ocultas, no por que pertenezcan al mundo de lo prohibido o secreto, sino porque se enfocan en estudiar al ser y al universo desde el interior. El esoterismo se ha malinterpretado históricamente porque no se puede “comprobar”, por supuesto que no se puede comprobar, el método que sigue se basa en la observación y reflexión interna ¿Cómo comprobar algo que se siente o revela dentro de ti mismo? Por otro lado, la astrología en realidad poco tiene que ver con la predicción y los horóscopos pero gracias a ello sobrevivió popularmente y hoy se nos ofrece como desde el principio como una herramienta increíblemente poderosa y bella para reconocernos como elementos que conforman y están en conexión y sincronía con el Universo.  

Alguna vez le oí a alguien decir “la fe es un salto al vacío”, lo que vale es la libertad de poder lanzarse. Leo las cartas y la carta natal como una terapia; deseos, miedos y secretos salen a la luz traduciendo lo que vives y vivirás, lo que temes, sueñas o quieres saber. No voy a leerte las cartas para que “creas”, eso depende de ti, pero te aseguro que las cartas y tu carta natal revelarán mucho más de lo que te imaginas y eso te hará pensar dos veces sobre el control que tienes de tu destino y sus posibilidades infinitas.

¿Tienes curiosidad? Sígueme en Instagram @barajadeviajes  para que conozcas un poco más de lo que hago.

Contáctame y ábrete a los mensajes del Universo

Por Dale, J. B., Mrs. 1895. Publicado por: London : Theosophical Pub. Society.